• English
  • en español
The Rural Digest
An e-newsletter featuring the best and promising practices, research, training, and assistance to support your efforts to end violence against women in rural communities. Note: current grantees of OVW’s Rural Program will receive email notification of these newsletters. If you think you are not on this email list, please email us now to let us know and we’ll get you added to our list. Please provide feedback to info@praxisinternational.org.

 

winter top image

Praxis offers support to implement your rural coordinated inter-agency responses to violence against women and to strengthen individual and institutional advocacy on behalf of survivors. The  Rural Digest features replicable, time-tested intervention models, social change-advocacy strategies, and tools, templates, and materials. Access our centralized rural clearinghouse to connect with rural-specific training, TA, information, strategies, research, and to your peers. Please provide feedback to info@praxisinternational.org.


Table of contents:

Rural life: long held traditions & customs*
Implement now! Advocacy strategies: Strengthening sexual advocacy
Implement now! CCR strategies: Is plea bargaining always a bad idea?
You asked…we answered: common media interview questions
New rural resources!


Rural life: long held traditions & customs*

Our challenges are how to respond to resistance to the information we’re sharing. For example, if we present research numbers, people still think it doesn’t happen in our community even though the numbers say otherwise. – Rural grantee

Sexual assault continues to be too taboo an issue to discuss openly and therefore the response remains inadequate and stagnant. – Rural grantee

dd0P40pfqQysV0821CRYQpAEScOCQFWCr3suqZ5mRy6RznyY5esBpwKb35UdESMo0moy8v8COjhpgObzV+MAAAAASUVORK5CYII=A slower pace and honoring tradition are common values across rural communities. Long-held traditions can sustain a community and bring people together for the good of the community, particularly in times of adversity. Yet we know that cultural and social norms that perpetuate violence against women can be slower to change in rural communities. Belief systems that tolerate the use of violence against women, deny the extent of the problem, and resist change can be firmly entrenched in rural communities. Rural programs all over the country are finding ways to address resistance by increasing awareness, reducing stigma, and dispelling myths. See the example below contributed by Margie Harris, Executive Director, Family Crisis Center in Rexburg, Idaho (pop. 25,484; the county seat of Madison County, 473 square miles):

In September 2014 the Family Crisis Center in Rexburg, ID was privileged to participate in the Man Up Crusade at the Eastern Idaho State Fair (EISF). Partners for this event were the EISF board, Gem State Classic Pro Rodeo, and Family Crisis Center. Reaching nearly 55,000 people at the fair and 4,000 attendees at the rodeo, purple was the color of the day for fair staff, rodeo participants, security and law enforcement, Family Crisis Center staff, and many attendees at the events. Created by Idaho’s Canyon County Sheriff Kieran Donahue and his wife Jeanie to celebrate the  courageous spirit of the cowboy, the Man Up Crusade encourages people everywhere to stand up for what is right and help put an end to domestic violence. The Family Crisis Center had great visibility at the fair entrance with a booth to distribute public awareness and educational materials. The Family Crisis Center was highlighted by banners in the rodeo arena, a flag was included in the Grand Entry, and announcements were made during both nights of the rodeo about the services provided by the Family Crisis Center. Southeast Idaho media coverage included interviews, radio announcements, and live news coverage. The Man Up Crusade raised almost $1000 for the Family Crisis Center by raffling custom cowboy gear. wBGjbdY29M1DwAAAABJRU5ErkJggg==

If you don’t want to reinvent the wheel, consider using one the following public awareness campaigns that were developed by and for rural communities supported by OVW:

*Long held traditions and customs is one of several themes identified in Enhancing Technical Assistance to Rural Program Grantees Responding to Violence Against Women: A Report to the Office on Violence Against Women, U.S. Department of Justice, a report by Praxis now available about your collective training and TA needs as rural grantees. Special thanks to the many rural programs that provided detailed information about their work to end violence in rural communities that contributed to this report.


Implement now! Advocacy strategies: Strengthening sexual assault services & advocacy in rural communities

Contribution by Leah Green, Rural TA Specialist, Resource Sharing Project, one of the rural-specific TA providers available to you as a rural grantee. Their focus is on supporting rural communities to enhance sexual assault services in dual/multi-service agencies.

Rural advocates are powerful people. Advocates know how to be in more than one place at a time, to carry tissues, gum, and a comforting word, when to make a joke and when to be silent, and how to always act with respect, empathy and dignity while fiercely advocating for the needs of survivors. However, advocates sometimes doubt themselves and sometimes get lost in the murky, ever-shifting work of responding to sexual violence. Rural advocates report feeling less confident and competent in their practice because they don’t have frequent and regular opportunities to practice skills in working with sexual violence survivors. And then there are all the other hats we wear: housing, transportation, immigration, language access, employment, child care, etc. How do we find our balance? How do we provide the best sexual assault services we can for each survivor that does come forward and increase our accessibility to more survivors?

An important component of high-quality sexual assault services in dual/multi-service advocacy agencies is a clear understanding of sexual violence, including the intersections and differences with domestic violence and other types of violence. Each sexual assault is unique, with specific emotional, physical, and social consequences for survivors, and it is important that we advocates are able to articulate how services may differ for victims who experience sexual violence in the context of intimate partner violence in comparison to those who do not. Once we understand these differences then we will be able to create services that meet the specific needs of survivors of sexual violence.

Here are just a few of the ways we have seen rural dual/multi-service advocacy agencies build the capacity for serving all sexual violence survivors:

  • Specific advocacy training on sexual violence so that staff can feel knowledgeable and comfortable providing sexual assault services. 
  • Have ongoing dialogue about sexual violence and oppression.
  • Speak to the community specifically about sexual violence and their sexual assault services.
  • Provide unique sexual assault advocacy services to the full continuum of sexual violence survivors, including girls and boys, teen and adult women, and teen and adult men.

Access more information on providing services to rural sexual violence survivors, publications, e-learning tools, and past webinars. Please email Leah Green, RSP Rural TA Specialist or call her at 515-421-4682 with any questions on rural sexual assault services.

Resources related to sexual assault capacity building:


Implement now! CCR strategies: Is plea bargaining always a bad idea? Competing priorities in prosecuting domestic violence-related cases

Maren Woods, Praxis Rural Program Manager, recently interviewed Matt Wiese, Marquette County Prosecutor (Elect), from Marquette, Michigan (pop 67,700; 3,425 square miles) about the goals in prosecuting domestic violence-related cases. Learn about why prosecution rates D8lPu2Ivr4P2AAAAABJRU5ErkJggg==vary so greatly, why cases are pled down to disorderly conduct, and what to do when the victim can no longer participate in the process.

Hi Matt. Thanks for talking with me today. Can you help me understand the competing priorities of a prosecutor? Like getting conviction rates versus the pursuit of justice…

Let’s say in community A, every time there was an arrest, they put that down as a domestic violence case and they went forward on it. Their conviction rate would most likely be very low. In contrast, community B only charges cases that meet certain criteria for evidence, severity of the crime, etc.; they would likely have a very high conviction rate. Community C might use “charge bargaining”. Let’s say you were arrested for drunk driving, but I charge you with a reduced charge, such as impaired driving. You plead guilty to the reduced charge. It looks like I’m getting a conviction straight up as to what I charged. However, in reality, I could have charged it as a much more serious crime. As a prosecutor, you have to figure out your approach: Do I cast a big net and bring everything in and then sort it out? Or do I specify what I am trying to catch before we bring it into the criminal justice system? In the end, our job is not about wins and losses; it’s about making sure that a harm to our community is addressed.

How is justice served with so many cases being pled down to disorderly conduct?

In my jurisdiction, we have about 4,000 criminal cases a year and we have five criminal prosecutors. That would be 800 cases each. Let’s assume that each case only takes one day; they usually take longer. The simple math is that you could not try all the cases. So, plea bargaining is a necessary requirement to make the system work. You have to decide when to pursue a guilty plea and which cases to take to trial. The Blueprint for Safety’s policy for charging helps to guide prosecutors in the right direction by assessing risk and lethality factors in domestic violence-related cases. How frequent and how severe is the assaultive behavior? How serious is the injury here or prior cases? Is there a history? Are the parties separated? Was there strangulation or stalking factors involved? If you adopt a set of objective criteria, such as what the Blueprint outlines, and you follow it, that’s a way to help us be more accountable.

Talk with me about the conundrum of “first-time offenders”. 

For example, Ray Rice, he’s a “first-time offender” [the first-time he has presented as an offender to the criminal justice system; there is no other record about past behavior]; he punched his wife and knocked her out. That’s a terrible case that most of us would say is aggravated assault of some level or another and there should be accountability. The victim in that particular case, for whatever reason (it might be pressure, it might be financial, or it might be fear, you never know what it is) is saying this is the one and only time that happened. In my office, we try to make contact with the victim as early as possible, let her know what the system can do, find out what her concerns are, what the history is; that is where you start. When she tells us what was going on, to me, that is credible evidence that could be used if you end up going to trial. But very frequently, the victim does not wish for the prosecutor to pursue a harsh sanction. So what do you do at that point? A lot of prosecutors say, okay, fine, we will plead it down to something that we wouldn’t normally because otherwise we can’t prove this case.

In an ideal world, what would you do?

If I walked up to a person on the street and strangled him, I’d go to prison. Whereas a man who strangles his wife may not get arrested, prosecuted, or even do any time behind bars. We have all these other factors that make it difficult to prosecute because of the intimate relationship that these two people have; we have to consider that relationship. Is she is going to stay with him? Does she want him to go to batterer’s treatment? Has he shown remorse? Is he willing to participate in substance abuse treatment or batterer’s group? If yes, in this type of situation, we would probably work toward a resolution that would allow for court-ordered supervision and treatment, but not convict him of the most serious crime possible.

How do you proceed when she doesn’t want to pursue charges or be involved? 

A lot of systems fall down when the victim becomes non-participating, which they usually call “uncooperative”. Calling it “uncooperative” gives the sense that they have a choice in the matter, but it’s usually that they are not able to participate because of the fear of future violence. We have to assume that we’re not going to have victim participation on a majority of cases. We have to look at the context and severity of the violence. What is our evidence? What are we going to do in this case? Are we going to plea bargain it? Are we going to hold firm? Do we look to see if there has been witness intimidation, and if so, is that a new charge or can we move for the admission of her hearsay statements because he forfeited his right to confront her as a witness? In the long term, the best thing you can do is be empathetic and be compassionate and set the stage for ongoing contact with her: if she is ever in this circumstance again you want her to know that she can still call the police and that we will do still do something about it. Or, if she is in a position to pursue charges or leave that situation, there are supports that are available to her.

Resources related to prosecution response to cases involving battering:


You asked…we answered: Recent questions from rural grantees

We provide individual consultation to you on organizing your community’s response to violence against women. Email info@praxisinternational.org or call us anytime! 651-699-8000

November 2014

I was just asked to appear on a local cable program to talk about domestic violence in our community. They would like me to address the three questions below. Could you give me a national perspective on these questions?

Our response

  1. What can be done on a local level to improve the services available for victims of domestic violence and sexual assault?
  • Advocacy programs, like yours, provide direct services and collaborate with other programs in the community to meet the basic and complex needs of victims and their children, such as: medical and mental health services, transportation, affordable housing, child care, and jobs that provide a living wage.
  • In addition to these basic needs, victims/survivors often need the services of law enforcement and the criminal justice system. Your program is engaged in an effort to enhance local coordinated community response efforts where agencies explore practices to enhance their capacity to protect victims and also to provide consequences for offenders in domestic and sexual violence cases.
  • Coordinating community responses is a core strategy to contribute to an end of violence against all women. Your agency was fortunate to be one of a select group of rural applicants to receive a grant from the U. S. Department of Justice, Office of Violence Against Women to assist in that effort. This funding comes with resources, training, and technical assistance to identify best practices to adapt and implement locally.
  • Through these efforts, and with citizen support and encouragement, all service providers are certain to build capacity to meet victims’ needs and intervene upon and deter future acts of violence. ‘
  • Citizens are also encouraged to examine and influence how schools, faith communities, sports teams, civic organizations, places of work, etc. intervene upon and prevent sexual and domestic violence.
  • Discuss local activity and how listeners can get involved. 
  1. What can be done on a national level to improve the services available for victims of domestic violence and sexual assault?
  • Federal support for local efforts is provided through grants you receive from OVW. Discuss concrete ways OVW funding has improved local services.
  • Recent updates to the federal Violence Against Women Act have enhanced responses to crimes of violence against women in relation to firearms access, housing, relief for immigrant survivors, language access, etc.
  • Ongoing support from your congressional delegation is needed to assure continued federal funding. Encourage listeners to contact their elected officials to urge their support of OVW grant programs as well as any pending or proposed legislation.
  1. What can be done to eliminate the climate that allows for the abuse of women?
  • Without public and private consequences for the use of this violence, perpetrators have no incentive to stop their behavior and continue to derive benefits from their use of violence: “I get to make all the decisions”, “I have sex when I want it”, “I get to be the boss”. The answers to Q1 and 2 above start to reverse the cost/benefit ratio. When communities fund and support comprehensive services for victims and also take action to stop offenders this creates both an individual and general deterrence.
  • Men play a crucial role in creating a climate where violence against women is no longer tolerated. Men must join the cause and get involved; they must speak out publicly and with their friends and family in support of ending social norms that support and encourage violence against women. Men who commit sexual and domestic violence rarely hear from other men in the public or private sphere that what they are doing is not okay. In these matters, silence implies support.
  • Men across the globe are taking up the challenge to contribute to an end to violence against women. They are calling for individual, institutional, and cultural change to eliminate all forms of violence against women, including trafficking and the pornographic sex industry which normalizes and makes enormous profits from sexualizing violence against women and children (see MN Men’s Action Network and A Call to Men).
  • Discuss local activity and how listeners can get involved.

New rural resources!
Updated list of currently funded Rural Program grantees Rural Lens: 2014 National Rural Health Association and the Rural Assistance Center Photo Contest

Young Volunteers Aid, Stay Engaged In Their Communities
, Nov 2014, The Rural Monitor, from the Rural Assistance Center
The Economic and Human Impact of Nonprofit Organizations on Rural America 2014 from the National Rural Housing Coalition
Where are the lowest and highest homicide rates across the country?
Are suicide rates higher or lower in rural communities?

Download The 2014 Update of the Rural-Urban Chartbook,
published by Rural Health Reform Research Policy Center

This project is supported by Grant No. 2011-TA-AX-K103 awarded by the Office on Violence Against Women, U.S. Department of Justice. The opinions, findings, conclusions and recommendations expressed in this document are those of the author(s) and do not necessarily reflect the views of the U.S. Department of Justice.

Boletín Rural
Este es un boletín electrónico bianual que expone las prácticas profesionales más efectivas, los resultados de investigaciones, entrenamientos disponibles y asistencia de apoyo a las iniciativas que tu organización lleva a cabo con el objetivo de erradicar la violencia contra la mujer en comunidades rurales. Nota: las organizaciones que actualmente reciben financiamiento del Programa Rural de la Oficina contra la Violencia a la Mujer (OVW, por sus siglas en inglés) recibirán notificación de estos boletines por correo electrónico. Si piensas que tu organización no fue incluida en nuestra lista de destinatarios, por favor envíanos ahora mismo un correo electrónico  y la incluiremos. Pedimos que por favor compartas tus opiniones con nosotros escribiéndonos a ruralta@praxisinternational.org.
¡Visita esta lista actualizada de organizaciones que proveen Asistencia Técnica (TA, por sus siglas en inglés) , la cual ponemos a tu disposición de forma gratuita por trabajar para una organización que recibe financiamiento federal!

winter top image


Tabla de contenido
Vida rural: Tradiciones y costumbres arraigadas*
¡Impleméntalo ahora! Estrategias para el trabajo de apoyo a las víctimas: Fortaleciendo los servicios para víctimas de abuso sexual y las iniciativas de apoyo a víctimas en comunidades rurales.
¡Impleméntalo ahora! Estrategias CCR : ¿Es siempre mala idea negociar acuerdos por los que el acusado admite culpabilidad a cambio a una reducción en la sentencia? Prioridades que entran a competir en el procesamiento de casos de violencia doméstica.


Vida rural: Tradiciones y costumbres arraigadas*

“El reto al que nos enfrentamos consiste en resolver la resistencia que encontramos a la información que estamos tratando de compartir. Por ejemplo, aunque las estadísticas que presentamos provienen de la investigación, la gente continúa pensando que estos problemas no existen en nuestra comunidad, sin importarles que las cifras indiquen lo contrario”. (Citado de un trabajador de una organización rural beneficiaria)

“El abuso sexual sigue siendo un problema demasiado tabú para poder discutirlo abiertamente y por tanto los esfuerzos de intervención siguen siendo inadecuados y continúan estancados”. – (Citado de un trabajador de una organización rural beneficiaria)

dd0P40pfqQysV0821CRYQpAEScOCQFWCr3suqZ5mRy6RznyY5esBpwKb35UdESMo0moy8v8COjhpgObzV+MAAAAASUVORK5CYII=Tomarse su tiempo para hacer las cosas y respetar las tradiciones, son valores comunes a toda comunidad rural. Las tradiciones arraigadas ayudan a que una comunidad se pueda preservar y a mantener unidos a sus miembros por el bien colectivo, especialmente en tiempos de adversidad. Esto también quiere decir que cambiar las normas sociales y culturales que perpetúan la violencia contra la mujer puede tomar más tiempo en comunidades rurales. Los sistemas de creencias que toleran el uso de la violencia contra la mujer niegan la magnitud del problema de la violencia doméstica y una resistencia al cambio se puede ver firmemente enraizada en comunidades rurales. Programas rurales de todo el país están encontrando maneras de reducir esta resistencia mediante la creación de una mayor conciencia, reduciendo el estigma y desvaneciendo mitos. Lee el ejemplo que compartimos a continuación, escrito por Margie Harris, Directora Ejecutiva del Centro de Ayuda para Familias en Crisis (Family Crisis Center), en Rexburg, Idaho (población de 25,484 habitantes, sede del Condado Madison, 473 millas cuadradas):

En septiembre de 2014 el Centro de Ayuda para Familias en Crisis, en Rexburg, ID tuvo el privilegio de participar en la Cruzada ‘Actúa como un Hombre’ llevada a cabo durante la Feria Estatal del Este de Idaho (EISF ). Colaboraron en la organización de este evento la Junta Organizativa de EISF, el Rodeo Gem State Classic Pro y el Centro para Familias en Crisis. Con la participación de cerca de 55,000 personas en la feria y 4,000 en el rodeo; todos los trabajadores de la feria, quienes participaron en el rodeo, los agentes de seguridad y de la policía, el personal del Centro para Familias en Crisis y muchos otros participantes se vistieron con ropa de color púrpura ese día. La Cruzada ‘Actúa como un Hombre’ fue concebida por el sheriff del Condado Canyon de Idaho, Kieran Donahue y su esposa Jeanie, para celebrar el valiente espíritu de los vaqueros. La Cruzada exhorta a luchar por lo correcto y a que todos ayuden a ponerle fin a la violencia doméstica. Durante el evento, el Centro para Familias en Crisis podía identificarse fácilmente, con una caseta ubicada justo a la entrada de la feria desde donde distribuyeron información y materiales educativos. En la arena del rodeo, el trabajo del Centro para Familias en Crisis fue divulgado con carteles y con una bandera colocada en la entrada principal. Durante las dos noches de rodeo se anunciaron los diferentes servicios que provee el Centro para Familias en Crisis. Los medios de prensa del Sudeste de Idaho cubrieron el evento con entrevistas, anuncios de radio y noticias en vivo. La Cruzada ‘Actúa como un Hombre’ recaudó casi $1000 dólares para el Centro, lo que se hizo rifando parafernalia típica de vaqueros.
Si no quieres tener que volver a inventar lo que ya está inventado, posiblemente te interese usar una de las siguientes campañas de concientización pública, diseñadas por y para comunidades rurales que reciben apoyo de OVW:     wBGjbdY29M1DwAAAABJRU5ErkJggg==

La violencia sexual prospera en el silencio: Hablemos sobre el tema
Es difícil saber lo que debes hacer, campaña pública de concientización contra la violencia doméstica
Es hora de bailar…campaña pública de concientización sobre la violencia en comunidades tribales, de personas nativas de Alaska y hawaianas.
Adopta una posición campaña pública de concientización sobre el maltrato físico en comunidades rurales negras

* El tema ‘Tradiciones y costumbres arraigadas’ es uno de varios temas que fueron incluidos en Mejorando la Asistencia Técnica para Programas Rurales Beneficiarios que Realizan Trabajo de Intervención contra la Violencia a la Mujer: Reporte para la Oficina contra la Violencia a la Mujer del Departamento de Justicia de los EE.UU. , elaborado por Praxis y a tu disposición como parte del entrenamiento colectivo que ofrecemos para satisfacer las necesidades de asistencia técnica de organizaciones rurales beneficiaras. Agradecemos especialmente a los numerosos programas rurales que nos dieron información detallada sobre el trabajo que realizan para erradicar la violencia en comunidades rurales, contribución que fue crucial en este reporte.


¡Impleméntalo ahora! Estrategias para el trabajo de apoyo a las víctimas: Fortaleciendo los servicios para víctimas de abuso sexual y las iniciativas de apoyo a víctimas en comunidades rurales.

Este artículo fue escrito por Leah Green, Especialista de Asistencia Técnica Rural del Proyecto de Intercambio de Recursos. Este proyecto es uno de los suministradores de asistencia técnica que ha sido puesto a tu disposición como organización beneficiaria. El trabajo que hacen se enfoca en apoyar a comunidades rurales para mejorar la prestación de servicios contra el abuso sexual ofrecido por agencias que proveen servicios duales o múltiples.

Los intercesores rurales son personas influyentes que saben cómo estar en más de un sitio a la vez, que llevan consigo pañuelos para secar lágrimas, chicle, que siempre tienen una palabra reconfortante, que saben el momento apropiado para decir un chiste o cuándo mantenerse callados y que siempre se comportan con respeto, empatía y dignidad mientras trabajan apasionadamente abogando por los derechos y necesidades de las sobrevivientes. No obstante todo eso, a veces los intercesores sienten dudas de sí mismos y se atormentan con el trabajo turbulento, siempre cambiante, de intervención contra la violencia sexual. Los intercesores rurales reportan sentirse menos confiados y competentes en su práctica profesional por carecer regularmente de oportunidades que les permitan practicar sus habilidades profesionales en el trabajo con sobrevivientes de violencia sexual. A esto se agregan todas las otras responsabilidades que les toca desempeñar: proveer servicios de vivienda, transporte, inmigración, acceso al idioma, empleo, cuidado infantil, etc. ¿Cómo es posible lograr un equilibrio? ¿Cómo podemos proveer los mejores servicios de apoyo posibles a cada una de las víctimas de abuso sexual que se deciden a dar el paso hacia adelante? ¿De qué manera podemos incrementar para una mayor número de sobrevivientes la accesibilidad a estos servicios?

Un elemento importante en la prestación de servicios de alta calidad para víctimas de abuso sexual, cuando las agencias proveedoras trabajan prestando múltiples servicios; es poseer el conocimiento necesario sobre la violencia sexual y la diferencia entre situaciones donde esta ocurre a la misma vez que está teniendo lugar la violencia doméstica así como con otras formas de violencia. Cada caso de abuso sexual es diferente y acarrea consecuencias emocionales, físicas y sociales específicas para cada sobreviviente. Es importante que los intercesores sean capaces de reconocer de qué manera podrían diferir los servicios cuando se prestan a víctimas que han sufrido la violencia sexual dentro del contexto de la violencia en la pareja íntima; a diferencia de víctimas que la han experimentado en un contexto diferente. Sólo comprendiendo estas diferencias podremos crear servicios que satisfagan las necesidades particulares de las/los sobrevivientes de violencia sexual.
A continuación presentamos sólo algunos ejemplos de cómo agencias rurales que ofrecen servicios múltiples desarrollar su capacidad de implementación para la prestación de servicios para sobrevivientes de violencia sexual:

• Capacitación especializada sobre el tema de la violencia sexual, para ayudar a que el personal se sienta seguro y con suficiente conocimiento para poder prestar servicios a víctimas de agresión sexual.
• Dialogar continuamente sobre la violencia y la opresión sexual.
• Sostener con la comunidad conversaciones sobre la violencia sexual específicamente y sobre los servicios que la organización ofrece para apoyar a las víctimas de violencia sexual.
• Prestar servicios contra la violencia sexual que sean exclusivos y respondan las necesidades de toda la gama de sobrevivientes de violencia sexual; lo que incluye a niñas, niños, adolescentes de ambos sexos, mujeres y hombres.

Obtenga aquí más información sobre la prestación de servicios para sobrevivientes de violencia sexual y acceda electrónicamente publicaciones, herramientas de trabajo y seminarios web que se impartieron previamente. Si tienes alguna pregunta sobre los servicios contra el abuso sexual en comunidades rurales, por favor envíale un email a Leah Green, especialista RSP y de Asistencia Técnica para organizaciones del medio rural, o llámela al 515-421-4682.

Recursos para el desarrollo la capacidad de implementación de servicios contra el abuso sexual:
Módulos electrónicos de la Iniciativa de Intercambio de Recursos
Fortaleciendo la práctica de nuestra profesión: Las diez cualidades esenciales que deben tener los intercesores que trabajan con víctimas de abuso sexual en agencias que ofrecen servicios duales y múltiples.
Abriendo nuestras puertas: El desarrollo de servicios efectivos contra el abuso sexual que proveen agencias que prestan servicios duales y múltiples
Herramientas de evaluación ofrecidas por RSP y NSVRC
Recursos de NSVRC para el trabajo contra la violencia sexual en comunidades rurales


¡Impleméntalo ahora! Estrategias CCR : ¿Es siempre mala idea negociar acuerdos por los que el acusado admite culpabilidad a cambio a una reducción en la sentencia? Prioridades que entran a competir en el procesamiento de casos de violencia doméstica.

Maren Woods, Directora de Programa de Praxis, entrevistó recientemente a Matt Wiese, Fiscal (electo) del Condado Marquette de Michigan (población 67,700 habitantes – 3,425 millas cuadradas) sobre las metas que el condado se ha trazado en la condena de delitos por violencia doméstica. Infórmese sobre por qué las tasas de enjuiciamiento fluctúan tanto, por qué en casos de violencia doméstica se está entrando en negociaciones donde los acusados reciben condenas por casos menores como, por ejemplo, alteración del orden público; y qué se puede hacer cuando la víctima no puede seguir participando en el proceso legal.

D8lPu2Ivr4P2AAAAABJRU5ErkJggg==Hola Matt. Gracias por haber dedicado hoy tiempo para hablar conmigo. ¿Puedes ayudarme a comprender las prioridades que entran a competir en el trabajo de un fiscal? Por ejemplo, tener que lograr cierto número de condenas versus perseguir que se haga justicia…

Digamos que en la comunidad ‘A’ cada vez que hubo un arresto lo anotaron como un caso de violencia doméstica y el caso fue llevado a juicio. Probablemente la tasa de condenas en esa comunidad va a ser muy baja. Por el contrario, la comunidad ‘B’ sólo procesa acusaciones que cumplen con ciertos criterios relativos a la evidencia con la que se cuenta, al nivel de severidad del crimen, etc.; esta comunidad probablemente va a tener una taza de condenas muy alta. La comunidad ‘C’ tal vez usa “la negociación de condenas”. Digamos, por ejemplo, que te arrestan por conducir embriagada pero te acuso de un crimen menor como es conducir con las facultades disminuidas. Aceptas declararte culpable y recibir una condena menor de la que podrías haber recibido si hubieras ido a juicio. En ese caso parecería que conseguí directamente una condena (como si no hubiera habido negociación y el caso se hubiera procesado desde el principio con una acusación por un crimen que es menor). Sin embargo, la verdad es que se te podría haber acusado de un delito mucho más grave. Como abogado fiscal tienes que sopesar qué método seguir: ¿Lanzo una red de pesca grande que lo capture todo para entonces sortearlo? ¿O trato de ser más especifico con lo que quiero capturar antes de traerlo al sistema de justicia penal? Al final, nuestro trabajo no se trata de cuántas condenas ganamos o perdemos; se trata de asegurarnos de resolver un problema que le está haciendo daño a nuestra comunidad.

¿Cómo vamos a hacer justicia si tantos perpetradores están siendo condenados de delinquir por un delito menor, la alteración del orden público?

En mi jurisdicción tenemos alrededor de 4,000 casos criminales cada año y cinco abogados fiscales para el procesamiento de casos criminales. Eso equivale a 800 casos para cada uno. Digamos que sólo tarda un día procesar cada caso (aunque lo normal es que tarde más). Un simple cálculo te va a decir que no te va a ser posible llevar a juicio a cada uno de los casos. Así que el sistema te obliga, para que pueda funcionar, a necesariamente entrar en negociaciones de condena. Tendrás que tomar la decisión de qué casos negocias con una admisión de culpabilidad y qué casos llevas a juicio. La Ley Relativa al Proceso de Acusación titulada ‘Plan para la Seguridad de las Víctimas’ sirve como guía para que los abogados fiscales puedan actuar en la dirección correcta evaluando los factores de riesgo y letalidad en casos relacionados con la violencia doméstica. ¿Con qué frecuencia y severidad tiene lugar el comportamiento agresivo? ¿Qué nivel de gravedad tienen las lesiones infligidas en este caso y en casos previos? ¿Existe una historia de abuso? ¿Las partes involucradas viven separadas? ¿Hubo estrangulación o factores de acoso involucrados? Si todos los que trabajamos en este campo adoptamos un conjunto de criterios objetivos a seguir, como aparecen trazados en el Plan, y si los mismos se respetan, así es como mejor nos pueden ayudar a asegurar que hagamos un buen trabajo.

Hábleme sobre el dilema de los “infractores por primera vez”.

Por ejemplo, Ray Rice es un “infractor por primera vez” (esta es la vez primera que es traído frente al sistema de justicia penal como infractor, no tiene historial previo de mal comportamiento); le pegó una bofetada a su esposa y la dejó inconsciente. Eso es un hecho terrible que muchos de una u otra manera consideraríamos que es un asalto agravado que merece castigo. En este caso particular la víctima, por la razón que sea (tal vez se siente presionada, tal vez sus finanzas o quizás porque tiene miedo; es difícil saber la razón) nos dice que esta es la primera vez que esto sucede. En mi despacho tratamos de ponernos en contacto con la víctima tan pronto como sea posible, le dejamos saber lo que el sistema de qué manera el sistema puede ayudarla, le preguntamos las cosas que le preocupan, el historial; así es como se empieza. Lo que ella me dice que está sucediendo yo lo considero evidencia creíble que puede ser usada si el caso termina yendo a juicio. Pero sucede con mucha frecuencia que la víctima no quiere que el abogado fiscal busque imponerle una pena rigurosa al infractor. ¿Qué podemos hacer en ese caso? Muchos abogados fiscales se dicen, pues bueno, tratemos de negociar con el infractor para que acepte culpabilidad de un delito menor del que bajo circunstancias normales no lo acusaríamos, porque de otra manera no vamos a poder probar este caso.

¿En un mundo ideal, qué haría usted?

Si yo me acerco a una persona en la calle y la agarro por el cuello, tratando de estrangularla, terminaría en la prisión; mientras que un hombre que trata de estrangular a su esposa tal vez no sea arrestado, enjuiciado y posiblemente no va a pasar siquiera tiempo alguno detrás de las rejas. Existen muchos factores que dificultan poder llevar adelante un enjuiciamiento debido a la relación íntima que existe entre estas dos personas y es necesario que tengamos en cuenta esta relación. ¿Va ella a quedarse con él? ¿Quiere ella que él asista a clases para maltratadores como parte de un tratamiento para que cambie? ¿Ha mostrado él estar arrepentido? ¿Está él dispuesto a tomar clases para personas que sufren abuso de sustancias adictivas o formar parte de un grupo de ayuda para maltratadores como parte del tratamiento para ayudarlo a cambiar? Si la respuesta es ‘sí’ a estas preguntas, lo más probable es que en una situación así trabajemos por lograr una solución que permita que el infractor sea vigilado y reciba tratamiento por orden de la corte, pero no buscaríamos que reciba la condena por el crimen más grave posible.

¿De qué manera usted procede cuando la víctima no quiere presentar una acusación ni quiere estar involucrada?

Muchos sistemas se vienen abajo cuando la víctima no colabora, a lo que usualmente se le llama “poco colaboradora”. Llamarla “poco colaboradora” podría dar la impresión de que no colaborar es algo que ella elige, cuando en realidad lo que suele suceder es que ella no se siente capaz de participar por el temor que tiene de tener que enfrentarse a más violencia en el futuro. Tenemos que asumir que en la mayoría de los casos no vamos a poder contar con la participación de la víctima. Por eso es importante que prestemos atención al contexto y la severidad de la violencia. ¿Con qué evidencia contamos? ¿Qué podemos hacer en este caso? ¿Vamos a negociar una admisión de culpabilidad? ¿Vamos a mantenernos firmes y proceder a juicio? ¿Investigamos para ver si ha habido intimidación de la testigo y, si este fuera el caso, lo acusamos también de ese delito o podemos aceptar las declaraciones de la víctima como testimonio por el perpetrador haber perdido su derecho a confrontarla como testigo? Lo que puede traer a la larga más beneficio es mostratle a la víctima empatía y compasión, y labrar el sendero para mantenernos conectados con ella. Si ella alguna vez volviera a verse en una situación similar, lo que queremos es que sepa que siempre va a poder llamar a la policía y que algo haremos, o si en algún momento está en una situación que le permita proceder con la acusación o alejarse de la situación en la que se encuentra, queremos que sepa que tiene a su disposición el respaldo que necesita.
Recursos relacionados con el procesamiento fiscal de casos que involucran maltrato:

• Escuche un reciente seminario rural web sobre las Prácticas Recomendadas de Enjuiciamiento, con Matt Wiese (descargar presentación de diapositivas)
• Para obtener más información sobre las prácticas de intervención contra el maltrato más efectivas para el enjuiciamiento, vea nuestra Lista de Control para la Evaluación de Prácticas Recomendadas en las decisiones de acusación en el enjuiciamiento de casos de Violencia Doméstica
Política ejemplo sobre cuándo obligar a una víctima de maltrato a que testifique


Ustedes preguntaron…nosotros respondimos: Preguntas más recientes que nos han hecho organizaciones rurales beneficiarias
Estamos dispuestos a ofrecerte consultoría individual para que organices iniciativas de intervención contra la violencia a la mujer en tu comunidad. ¡Envíanos un correo electrónico a info@praxisinternational.org o llámanos en cualquier momento! 651-699-8000

Noviembre de 2014

Acaban de pedirme que vaya a un programa local de televisión para hablar sobre la violencia doméstica en nuestra comunidad. Quieren que durante el programa hable sobre las tres preguntas que comparto a continuación. ¿Podría darme una perspectiva general nacional para responder a estas preguntas?
Nuestra respuesta

1. ¿Qué puede hacerse a nivel local para mejorar los servicios disponibles para víctimas de violencia doméstica y abuso sexual?
• Los programas de apoyo, como para el que tu trabajas, prestan servicios directos y colaboran con otros programas en la comunidad para satisfacer las necesidades básicas y complejas de las víctimas y de sus hijos, como por ejemplo: servicios médicos y para la salud mental, transporte, vivienda a costo razonable, cuidado infantil y empleo que permita una entrada razonable de dinero para poder vivir.

• Además de las necesidades básicas, las víctimas/sobrevivientes también suelen necesitar la ayuda de la policía y del sistema de justicia penal. El programa para el que trabajas se encuentra involucrado en una iniciativa para mejorar la intervención de los servicios en tu comunidad local, como parte de la cual diferentes agencias exploran variados métodos que les ayude a mejorar su capacidad de implementación para proteger a las víctimas y traer a la justicia a perpetradores en casos de violencia doméstica y sexual .

• Las respuestas comunitarias coordinadas son esenciales en los esfuerzos para ponerle fin a la violencia contra todas las mujeres. La agencia para la cual trabajas afortunadamente fue seleccionada de entre un grupo selecto de agencias rurales que solicitaron financiamiento de la Oficina contra la Violencia a la Mujer del Departamento de Justicia de los EE.UU. para colaborar con esta iniciativa. Este financiamiento procura recursos, entrenamiento y asistencia técnica para ayudar a identificar las prácticas más efectivas recomendadas para adaptar e implementar a nivel local.

• Con la ayuda de estos esfuerzos y del apoyo y ánimo ciudadanos, todas las organizaciones prestadoras de servicios podrán desarrollar la capacidad de implementación que se necesita para poder satisfacer las necesidades de las víctimas e intervenir contra actos futuros de violencia, no haciéndolos posibles.

• A los ciudadanos también se les recomienda examinar e influenciar la manera en que escuelas, comunidades de fe, equipos deportivos, organizaciones cívicas, centros de trabajo, etc. intervienen contra la violencia sexual y doméstica y no permiten que esta ocurra.

• Hable sobre lo que se está haciendo a nivel local y cómo puede la audiencia participar.

2. ¿Qué puede hacerse a nivel nacional para mejorar los servicios disponibles para víctimas de violencia doméstica y agresión sexual?
• Tu organización es beneficiaria de apoyo federal que es concedido a iniciativas locales a la manera de ayuda financiera concedida por OVW. Converse sobre ejemplos concretos donde el financiamiento de OVW ha servido en la mejora de servicios locales.
Las modificaciones recientes hechas a la Ley Federal contra la Violencia a la Mujer han mejorado las intervenciones contra crímenes de violencia a la mujer con respecto a no permitir a perpetradores portar armas de fuego, los cambios en cuanto a la vivienda de las víctimas y las facilidades para el acceso al idioma, etc.
• El apoyo continuo de la delegación de su estado al Congreso es necesario para poder garantizar la continuación de financiamiento federal. Dele ánimo a su audiencia para que se pongan en contacto con los funcionarios electos de su jurisdicción para que exijan el apoyo de estos a los programas de OVW así como a cualquier otra legislación propuesta o que aún esté pendiente.

3. ¿Qué se puede hacer para eliminar el clima que permite que ocurra abuso contra la mujer?
• Si los perpetradores no reciben consecuencias ya sea en privado o en público por usar la violencia, no van a tener un incentivo para cambiar su comportamiento y continuarán beneficiándose de su uso de la violencia: “Aquí soy yo quien toma todas las decisiones”, “Yo tengo sexo cuando quiero”, “Yo soy el jefe”. Las respuestas a las preguntas 1 y 2 anteriores conllevan a que se empiece a revertir la correlación costo-beneficio. Cuando las comunidades financian y apoyan servicios integrados para víctimas y también toman medidas para detener a los agresores; esto ayuda a disuadir a los perpetuadores de forma individual y crea un ambiente general también disuasivo .

• Los hombres juegan un papel crucial en la creación de un clima que vuelva intolerable la violencia contra la mujer. Los hombres deben unirse a esta causa y participar, enfrentársele en público a la violencia contra la mujer, ante la presencia de amigos y familiares; para respaldar la erradicación de las normas sociales que apoyan y fomentan la violencia contra la mujer. Los hombres que cometen violencia sexual y doméstica raramente se tropiezan con otros hombres que les digan ya sea en privado o en público que lo que están haciendo no está bien. Cuando se trata de asuntos como estos el silencio quiere decir respaldo.

• Hombres de todo el mundo están dando la bienvenida al reto de hacer algo para contribuir a la erradicación de la violencia contra la mujer; llamando a un cambio individual, institucional y cultural hacia la eliminación de todas las formas de violencia contra la mujer, entre las que se encuentran la industria del tráfico de mujeres y el sexo pornográfico que normalizan y sacan inmensos beneficios de sexualizar la violencia contra mujeres y niños (ver La Red de Hombres en Acción en Minnesota y Un Llamado a los Hombres).
• Hable sobre actividades que están teniendo lugar a nivel local y cómo las personas que escuchan pueden participar.

 

[December 2014]